Seat 600



4,59 €

Más

Los colores de las imágenes de los productos pueden variar ligeramente debido a la posible diferencia de calibración de la pantalla con la que se visualiza.

Seat 600 historia de este coche en España y características

Existe hoy en día una amplia gama de coches en todo el mercado automovilístico, los cuales han logrado hacerse un hueco según sea la necesidad de cada persona.

Hoy por hoy, los coches forman parte de la vida de muchas personas, sirviendo como medio de trasporte para cualquier lugar al cual sea posible llegar a través de medios terrestres. Otras personas parten de una razón más inclinada hacia la colección de distintas versiones de un mismo coche o bien de un conjunto de coches que cuentan con una característica en específico.

Muchos coches han logrado resaltar a su manera, convirtiéndose en un clásico de la ciencia automotriz en muchos países, algo que puede ser por su aspecto, por su comodidad, eficiencia o cualquier punto en particular que haya permitido su popularidad en un determinado punto de la historia.

Historia del Seat 600

Entre tantos modelos encontramos al Seat 600, un clásico que a pesar de pertenecer al ayer, no ha dejado de ganarse un puesto entre los coches más memorables de España.

En este artículo enseñaremos información acerca de su historia en este país, dando a conocer los puntos más resaltantes de la misma al momento de su llegada.

La fábrica de Seat comprende una gran cantidad de modelos de coches, sin embargo y de la línea de los llamados coches descapotables, podemos encontrar al 850 spider, el primer modelo descapotable de la historia de Seat. Este modelo se caracteriza por ser un deportivo que también contaba con una presentación cerrada, la cual se conocía como Sport Coupé.

Este era un vehículo que contaba con un motor trasero de unos 52 CV, el cual haría sido fabricado bajo la licencia Fiat, siendo este modelo presentado fundamentalmente entre los años 1966 a 1974.

Este modelo habría sido influenciado en gran parte por el modelo Fiat 850, elaborado en aquel entonces por Bertone. De hecho, existían muchas semejanzas entre estos modelos, como los faros delanteros, uno de los pocos rasgos que permitían que se distinguiesen estos dos modelos.

En concreto, se habrían llegado a construir unas 1800 unidades en la factoría Franca-Barcelona, las cuales serían diseñadas con un motor muy particular, un motor tetracilíndrico que contaba con unos 52 CV, acompañado de 903 CC., que iba colocado en la parte trasera del coche.

Gran parte del éxito de este coche se debe en gran parte a la no existencia de coches rivales para aquel entonces, permitiéndole adentrarse en el mercado de una manera muy sencilla, algo que le permitió convertirse en uno de los modelos más representativos de la época, sobre todo por ser el primer coche descapotable que llegaría a España para aquel entonces.

Características del Seat 600

Los sistemas de frenos en ambos asientos de este fabuloso coche son completamente diferentes.

El 600 estaba equipado con frenos de tambor, con un poder de frenado mucho más bajo que el que se puede lograr hoy en día, por el contrario los minis actuales tienen frenos de disco de gran diámetro, cauchos mucho más anchos que dan más superficie de contacto con el camino para una tracción más segura y ABS que evita que los coches se salgan de control al frenar.

El cinturón de seguridad se desarrolló en la década de 1960, pero al principio era una correa que los usuarios tenían que ajustarse a su cuerpo.

En la actualidad este importante elemento de seguridad pasiva se adapta al cuerpo del usuario y no al revés. Esto proporciona más seguridad en caso de accidente, ya que el sistema actual de cinturones de seguridad se ajusta perfectamente al cuerpo y retiene al ocupante al instante.

El motor tiene una posición de cuatro cilindros en línea trasera y longitudinal. Con una cilindrada de seiscientos treinta y tres centímetros cúbicos. Posee cuatro velocidades de cambio, suspensión delantera independiente con ballesta transversal baja y en la suspensión trasera tiene ejes oscilantes.

Su carrocería contiene dos puertas para un número de cuatro personas y un peso de quinientos ochenta y cinco kilogramos. Mide tres mil milímetros de largo por mil trescientos de ancho y mil cuatrocientos de alto.

Tiene una potencia de veintiún punto cinco caballos de vapor a una revolución por minuto de cuatro mil seiscientos a una velocidad máxima de noventa y cinco kilómetros por hora. La relación peso potencia es de 20.2 kilogramos caballos de vapor.

Este coche fue una verdadera revolución en los 60 y todavía hoy en día es un coche lleno de encanto y que puede presumir ante los demás en pleno asfalto. Esta joya es un coleccionable que no puede faltar en los garajes de los amantes del mundo del coche y además guarda una historia fascinante. 

Los clientes que compraron este producto también han comprado...

30 otros productos de la misma categoría: